• La autora

    Mi nombre es Eva María Martínez. Licenciada en TeI por la UMU en 2009, he trabajado como in-house durante más de 3 años y he dedicado otros cuantos al fansubbing. En la actualidad soy traductora autónoma y coordinadora de la Revista Traditori.

  • ¡Sígueme en Facebook!

  • ¡Sígueme en Twitter!

    Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

  • RSS RSS Feed

  • ¿Te ha gustado el blog? ¿Quieres estar atento a las próximas entradas? Entonces introduce aquí tu dirección de correo electrónico y haz clic en «¡Me apunto!». ¡Fácil y rápido!

    Únete a otros 8.662 seguidores

  • Coordinadora de la…

    Revista Traditori
  • ¡Los traductores NO trabajamos por cacahuetes!

    Join the No Peanuts! Movement
  • Archivos

  • Busca las entradas por categorías

  • Meta

Koe de oshigoto, mi traducción como fansubber

Ya he hablado en otras publicaciones de este blog sobre la traducción de elementos sexuales y derivados, así como de la postura ética profesional que debemos adoptar ante ciertos encargos según nuestros propios criterios.

Pues bien, quién me iba a decir a mí que iba a tener la oportunidad de traducir  (como fansubber) una serie que mencioné en el post Traducciones espinosas allá por el año 2009: Koe de oshigoto. ¿Os suena? En la publicación mencioné el caso de la traducción del manga hecha por Scantrad, y yo pongo subtítulos con Anime Underground a las OVA que están saliendo desde enero, una cada cuatro meses. Y qué queréis que os diga, me lo he pasado  (y me lo paso, que aún queda por traducir) bomba traduciendo. Vamos con los detalles :D.

Os refresco la memoria con respecto a la trama. Koe de oshigoto cuenta la historia de Kanna, una niña de 16 años (digo «niña» y no «adolescente» porque es inocencia en estado puro) a la que su hermana le pide que trabaje con ella en su empresa. Claro que la sorpresa para Kanna es que la empresa de su hermana se dedica a hacer videojuegos eroge y su trabajo consistirá en poner voz a los personajes femeninos. Con este dato, ya os podéis imaginar el tipo de diálogos que nos vamos a encontrar, ¿no?

Lo primero que hice fue bajarme varias traducciones de las que se habían hecho al inglés para seleccionar una que me convenciera. Encontré de todo: más neutras, más informales y otras con tantísimo slang que se me hacía hasta difícil entender los subtítulos en inglés. Al final, opté por la más neutra para tener una traducción de base y decidí que adaptaría al español la forma de hablar de cada personaje según su personalidad. El resto de traducciones que me descargué las dejé como referencia por si alguna parte de la versión que había elegido no me convencía del todo (de hecho, tuve que recurrir a ellas en alguna ocasión que otra).

Por supuesto, antes de empezar con el proyecto me dieron unas directrices. Bueno, una única directriz mejor dicho: ser todo lo «guarra» que pudiera con el léxico y las expresiones cuando la ocasión lo requiriera. Y aquí fue cuando servidora se frotó las manos ante esa exquisita libertad de poder utilizar el vocabulario que quisiera.  Ahora bien,  la gran pregunta es: ¿qué hacemos con la censura? Porque el original la incluye, pero la traducción al inglés no:

Texto censurado

Traducción de Ryuumaru

En el caso de esta serie, la censura solo se ve sobre las imágenes. Es decir, que en el audio no encontramos pitos ni nada por el estilo que tapen el sonido. La verdad es que, si esto fuera así, tampoco tendría mucho sentido que llevaran el manga al anime, porque se pasarían la mitad (si no más) de cada capítulo censurando una palabra detrás de otra…

En estos casos, debemos tener muy en cuenta que las palabras malsonantes (y aquí incluyo insultos, obscenidades, etc.) siempre nos causan una mayor impresión cuando las leemos que cuando las escuchamos, y de ahí en parte las censuras que muchas veces nos encontramos en forma de asteriscos (como f*ck): todos sabemos lo que pone, pero resulta menos agresivo a la vista.

Para más INRI, la sonoridad de las palabras en inglés no es la misma que la de las palabras en español. Supongo que algunos de vosotros podréis pensar: «ya, pero esto son subtítulos, la sonoridad no tiene nada que ver aquí, eso es para el doblaje». Vale, está bien. Vamos a cambiarle el nombre. Llamémosle «impresión gráfica». A mí al menos no me produce la misma impresión leer dick o pussy que leer «polla» y «coño»: el español me parece mucho más agresivo que el inglés en este campo. ¿Debemos por ello compensar la agresividad de nuestro idioma mediante la censura (con el uso de asteriscos, por ejemplo) para que se entrevea la palabra sin hacerla explícita? Como todo, en un hipotético caso de un encargo por parte de un cliente, esto dependerá de una serie de factores que pueden ser muchas veces externos a nuestras propias decisiones: clientes, público al que va dirigido, cantidad de palabras que merecen censura por línea, género al que pertenece la película…

En este caso, la serie va de doblaje de videojuegos de temática eroge (erótica) y, por lo tanto, aparecen escenas pornográficas (con censura en mayor o menor medida, pero pornográficas al fin y al cabo) con diálogos propios de este género.  Partiendo de esta base, todos imaginamos que va a aparecer vocabulario soez a porrillo, y la gente que se descargue la serie lo hará con conocimiento de causa. Así que mojigaterías y eufemismos en los diálogos duros, los justos. De hecho, intentaba despegarme del inglés para transformar las expresiones sexuales de forma que sonaran lo más natural posible en español. Un ejemplo: to lick a dick. En español queda bastante descafeinado usar el verbo «lamer» en este contexto (sobre todo cuando las imágenes muestran claramente lo que hace), por lo que tendremos que utilizar «chupar» o sinónimos más fuertes. Otro ejemplo: el de la captura anterior. En este fansub inglés lo han traducido como vagina, pero la vagina es el órgano interno y suena a término médico.  En cambio, en otra de las versiones que me bajé estaba traducido como pussy, palabra mucho más adecuada  si tenemos en cuenta el contexto y el género de la serie. Yo, desde la versión «vagina», que fue la que usé para traducir, me decanté por olvidarme del original y utilizar la palabra «coño»; mucho más fuerte, pero también más natural desde mi punto de vista en este caso.

La amplia variedad de sinónimos que ofrece el español en cuanto a palabras referidas al sexo nos permite además variar bastante el vocabulario para evitar repetir siempre las mismas expresiones. Por ejemplo, para to get a boner, podemos utilizar desde «tener una erección» (más formal) hasta  «ponerse dura» o «empalmarse» (informal), entre otras opciones. Eso sí: siempre es importante tener claro el tono en el que nos movemos para evitar, por ejemplo, introducir sinónimos que estén fuera de lugar (como usar «pilila» porque nos da corte usar «polla») o inclinarnos por términos más de cachondeo, como «melones» o «peras» en lugar de «tetas».

Y he aquí mi pregunta: ¿os sentiríais incómodos si tuvierais que traducir algo así? ¿Intentaríais suavizarlo si esa decisión estuviera en vuestra mano mediante censura o buscando palabras menos agresivas? ¡Espero todos los comentarios que se os ocurran!

Anuncios
Deja un comentario

7 comentarios

  1. Dick o pussy no es que tengan menos sonoridad que sus equivalentes españolas es que, aunque sepas qué significan, no son en tu idioma. Pienso por ejemplo en la poca sonoridad de “shit” y el estupor que causa ante un auditorio inglés. Así para un británico su sonoridad será equivalente.

    Estoy de acuerdo en la solución adoptada. El espectador de esos episodios espera encontrar subtítulos soeces, sin censura, y con expresiones del día a día (p.ej: lamer/chupar)

    Responder
    • Sí, también es cierto lo que comentas sobre la sonoridad :D. Aunque “shit” por ejemplo sí que me suena fuerte…
      Está claro que al no ser mi lengua nativa no tengo la misma percepción que ellos, pero tengo claro que a ellos les impacta y, por lo tanto, al público español también le tiene que impactar ;).

      ¡Gracias por la visita y por el comentario! 🙂

      Responder
  2. Pedro

     /  24 agosto, 2011

    Yo disfrutaría como un enano traduciendo así y con total libertad… 🙂 ¡Tiene que ser muy divertido! Concuerdo con tu solución y también con Israel. 🙂

    Responder
  3. Literalmente, “pussy” no corresponde a “coño”, sino a “conejo”. Un animalito por otro animalito, jeje. Eso sí, por uso (no hagan chistes), te doy la razón, “pussy” equivale a “coño”.

    Reconozco que en ocasiones me he autocensurado, aunque no por motivos sexuales, sino por simples palabrotas. Y en ocasiones he subido el listón. Todo depende del juego que te dé el texto. Creo que esta serie es una gran oportunidad para soltarse la melena y no cortarse un pelo.

    Tiene razón Israel cuando dice que un “shit” ante un público británico suena bastante fuerte. De hecho, suena tan fuerte que a John Cleese se le reconoce como la primera persona que soltó tal improperio en la tele de finales de los 60. Su colega Graham Chapman, antes de morir, le pidió que fuera la primera persona en decir “fuck” en un funeral… el suyo. Un cachondo el amigo Graham.

    Pues está interesante la serie esta… ¿Cuántos capítulos dices que llevas liberados de un total de cuántos?

    Responder
    • ¡Hola Jordi!
      Sí, la verdad es que siempre depende un poco de que le “pegue” o no al texto el soltarnos la melena. En este caso, la serie lo merece :D.

      No conocía la anécdota de John Cleese y Graham Chapman… qué cachondo el colega con el tema de los tacos, ¿eh? xD

      Creo que van a ser 4 ovas, de las cuales han salido dos y hemos publicado una. La segunda está en el horno en fase de qceo, a ver si le echo un ojo para pulir historias y la podemos sacar pronto… la serie es para partirse, la verdad :P.

      Responder
    • Si no me equivoco, literalmente pussy equivale a gatito y no a conejo :-s pero como todos sabemos “literalmente” a menudo significa “erróneamente” en el mundo de la traducción.

      Responder

¿Quieres añadir algo?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: