• La autora

    Mi nombre es Eva María Martínez. Licenciada en TeI por la UMU en 2009, he trabajado como in-house durante más de 3 años y he dedicado otros cuantos al fansubbing. En la actualidad soy traductora autónoma y coordinadora de la Revista Traditori.

  • ¡Sígueme en Facebook!

  • ¡Sígueme en Twitter!

  • RSS RSS Feed

  • ¿Te ha gustado el blog? ¿Quieres estar atento a las próximas entradas? Entonces introduce aquí tu dirección de correo electrónico y haz clic en «¡Me apunto!». ¡Fácil y rápido!

    Únete a 8.703 seguidores más

  • Coordinadora de la…

    Revista Traditori
  • ¡Los traductores NO trabajamos por cacahuetes!

    Join the No Peanuts! Movement
  • Archivos

  • Busca las entradas por categorías

  • Meta

Solución al problema de macros deshabilitadas (Trados Workbench + MS 2010)

Sé lo que pensáis, pero no: el post empieza por «Solución a» sin que haya una publicación previa de explicación del problema porque lo voy a hacer todo del tirón.

Resulta que, en la entrada en la que explico cómo cargar la plantilla de Trados en MS Office 2010, Leo Barreda, uno de los lectores de este blog, pidió ayuda en relación con un problema que le surgió tras cargar la plantilla de Trados Workbench en Word 2010: cada vez que abría el documento, tenía que cargar la plantilla y, para colmo, al intentar abrir los segmentos le daba un error de macros deshabilitadas. (más…)

Originales, traducciones, pérdidas y modificaciones (o «el caso de la transformación de Gohan en SSJ2»)

Hacía tiempo ya que no dedicaba un post a algo así, ¿verdad? ¡El blog vuelve a sus raíces! xD

No, va, fuera de coñas. Como todos sabéis, una de las expresiones más célebres aplicadas  a nuestra profesión es aquella de traduttore, traditore (por desgracia, bajo mi punto de vista). Si bien es cierto que muchas veces nos vemos obligados a modificar elementos del texto original para que el texto meta resulte atractivo para su público por innumerables motivos (desde la presencia de elementos culturales desconocidos, chistes o juegos de palabras intraducibles que haya que cambiar por completo hasta decisiones impuestas por el cliente que puede que no siempre sean las más adecuadas, pasando por modificaciones impuestas por el propio medio, como puede ser el caso de la subtitulación o el doblaje, donde predomina la restricción de caracteres o el movimiento de los labios y los cambios de plano), otras veces no somos nosotros quienes nos «cargamos» la esencia del original. (más…)